8 recomendaciones para evitar el robo de identidad


México ocupa el octavo lugar a nivel mundial en robo de identidad, un delito que va en aumento día con día, según datos del Banco de México.

En un 67% de los casos, el robo de identidad se da por la pérdida de documentos, en el 63% por el robo de carteras y portafolios y en el 53% por información tomada directamente de una tarjeta bancaria, de acuerdo con la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financiero (Condusef).

Comúnmente, el delito de robo de identidad se usa de manera ilegal para abrir cuentas de crédito, contratar líneas telefónicas y seguros de vida, realizar compras e incluso, en algunos casos, para el cobro de seguros de salud, vida y pensiones.

Aunque las instituciones financieras poseen los mecanismos necesarios para reducir el riesgo de fraude, no está de más que los usuarios tomen acciones concretas para reducir este delito.

MIRA: Hackers al acecho: el robo de identidad

Aquí te damos algunas recomendaciones para no ser víctima de este delito, con base en los consejos de la firma Pretadero.

1. Evita los estados de cuenta impresos

Los recibos de teléfono, de gas, estados bancarios o de seguros pueden ser robados del buzón de tu hogar para obtener información importante como tus ingresos, tu identificación o los datos que tienes en el sistema de contribuyentes de tu país. Hoy en día, muchos servicios te ofrecen la opción de hacerte llegar este tipo de documentos vía correo electrónico.

2. Utiliza los avisos de los centros de información financiera y crediticia

Las alertas y el bloqueo de los centros de información financiera y crediticia pueden ser útiles para que las empresas no consulten tu historial sin que te des cuenta. Esto te evitará dolores de cabeza si alguien pide un crédito con tus datos.

3. Verifica a quien le das tus datos

No compartas tu información personal con cualquiera. Si es necesario que ingreses tus datos a un sitio en internet, verifica que tengan certificados de seguridad, puedes verlo en la esquina superior derecha de tu explorador. Deben tener habilitados los certificados SSL, los cuales funcionan como identificaciones.

4. No tengas una misma contraseña para todo

Lo ideal es tener una clave segura, mayor a 25 caracteres en cada servicio en linea donde te registras. Quizá eres de los que utilizan la misma contraseña de Facebook para tu correo y tu cuenta bancaria. Si ese es el caso, lo recomendable es cambiarla.

LEE: Ladrones encuentran una manera descarada de robar tu identidad

Los hackers a menudo pueden utilizar herramientas para escanear internet a fin de identificar las redes que son vulnerables.

5. Utiliza contraseñas en tus dispositivos

La contraseña reduce las posibilidades de que puedan acceder a información sensible en tu dispositivo. Si bien no es un remedio definitivo, te da una ventana de tiempo para borrarlo de forma remota y proteger tus datos.

6. No descargues o abras links sospechosos

Es común que lleguen a tu correo falsas notificaciones de entidades encargadas de la recaudación de impuestos o de bancos con links o archivos adjuntos. Una manera fácil de identificar si los links de los correos que recibes son confiables es simplemente pasando el cursor por el botón o vínculo sin darle click, con lo cual podrás ver en la barra inferior de tu explorador el dominio al que te redirecciona. Si el dominio es distinto a los oficiales de la entidad que supuestamente te escribe o de tu banco o está oculto tras una URL corta como bit.ly o goo.gl lo mejor es eliminar ese correo.

7. No compartas documentos públicamente

El uso de aplicaciones públicas puede contribuir a la fuga de información sensible. En algunos casos, estas URL públicas pueden ser rastreadas por los motores de búsqueda. Si vas a compartir este tipo de información es recomendable que el receptor de estos archivos también tenga una cuenta en la plataforma donde compartes los documentos, así será visible únicamente por ustedes.

LEE: ¿Podrían los hackers lanzar un nuevo ciberataque como el de WannaCry?

8. Ten actualizado el antivirus de tu computador

No hagas operaciones bancarias o compras por internet en equipos que pueden estar comprometidos, por ejemplo, computadores públicos o si tu equipo está conectado a una red de Wi-Fi pública.


Publicado el 08/06/2017, Fuente: http://cnnespanol.cnn.com/